La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros En Gdl.

En esta ocasión te traigo otra de las leyendas de mi ciudad natal Guadalajara, Jalisco, “La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros”

Corría el año de 1792 y cuenta la historia en Guadalajara que todo empezó en la finca de la calle de Santo Domingo, hoy llamada Av. Alcalde; Ahí se instaló la primera imprenta donde surgio el primer periódico independiente de América, con el nombre “El Despertar Americano”, nombre que propuso el cura Hidalgo en su estancia en la ciudad en 1810.

La finalidad del periódico era comunicar los ideales de la independencia, pero no duro mucho debido a que los insurgentes fueron derrotados en el puente de calderón y así el periódico dejo de imprimirse.

Se dice que a principios del siglo XX, había un rico cafetalero llamado Jesús Flores procedente de Tequila, Jalisco, quien era muy rico y sin familia y compro la finca donde estuvo la imprenta. Don Jesús era un viejo de setenta años, que vivió muchos años solo con sus 2 perros de raza mastín y al morir los perros se empezó a sentir muy solo.

Dicen que  en la esquina de lo que es hoy Alcalde y San Felipe vivía una viuda llamada María con tres hijas (se dice que no eran 3 sino 5 hijas) muy hermosas que tenían su casa de modas y eran muy conocidas. Un día platicando el Sr. Jesús con la Sra. María, Don Jesús le comento que estaba muy solo y que tal vez buscaría a alguien que le acompañara en sus últimos días de vida, la Sra. María viendo el sufrimiento del hombre le ofreció a sus hijas en matrimonio, le dijo que escogiera una y se casara, ya que sabía que el Sr. Jesús era un buen hombre y de buena posición.

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

Don Jesús Se Casa

Don Jesús lo pensó un tiempo y un día se decidió a cortejar a una de las hijas de aquella costurera; Elodía era la que le llamaba la atención pero ella sincerándose le dijo que quería a un muchacho alfarero oriundo de Tlaquepaque, Jalisco.

Entonces Don Jesús decidió que lo mejor era dejar que una de ellas lo escogiera a él. Y así fue, un día Ana, una de las hijas de la Sra. María se decidió a casarse con Don Jesús con la condición de que ella se haría cargo de los preparativos de la boda y que la casa fuera de 2 pisos, ya que en ese tiempo una casa de 2 pisos solo la tenía la gente adinerada y ella quería ser de la alta sociedad; Don Jesús acepto gustoso y se casaron sin problemas.

Se fueron de luna de miel a Europa y de regreso en el barco los sorprendió una gran tormenta y Don Jesús le hizo prometer a su esposa que si algo le pasaba, le rezara un novenario en su aniversario. La tormenta paso sin mayor problema y ya de regreso a su casa Don Jesús ni tardo ni perezoso, llamó de inmediato al ingeniero Arnulfo Villaseñor encargándole la remodelación de la casa.

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

La esposa de Don Jesús, Ana sabiendo lo que había amado su esposo a sus perros completó la decoración de su casa con un par de esculturas de unos perros que vio en una revista de decoración, y las cuales tuvieron que ser traídas desde desde Nueva York.

El Regalo De Don Jesús

Don Jesús se puso muy contento con el obsequio de su esposa y cada vez que llegaba a su casa volteaba hacia arriba y saludaba a sus perros y desde entonces su casa fue conocida como “la casa de los perros”.

Don Jesús tenía al frente de sus negocios a un hombre de toda su confianza llamado José Cuervo, quien teniendo la misma edad de su esposa Ana platicaba de vez en cuando con ella y poco a poco fue creciendo la confianza y la atracción entre ellos.

Ya se empezaba a murmurar los amoríos de Ana con José, pero Don Jesús prefería no hacer caso y seguir su vida normal. Un día Don Jesús cayo enfermo y se murmuraba que la esposa lo estaba envenenando ya que habían pasado algunos años y no se moría…

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

Y un día Don Jesús falleció cuando ya tenía más de 90 años, dejando a Ana sola y dueña de todo y quien para no sufrir aquél terrible mal de la viudez pronto encontró consuelo a su tristeza en los brazos del fiel José Cuervo, quien prosiguió acrecentando la fortuna con el buen manejo de los negocios.

Los rumores de los amoríos de Ana y José se confirmaron por fin y muy pronto se casaron. Cuando le preguntaron a José que como le pudo haber hecho eso a su patrón el contesto diciendo que la voluntad de Don Jesús era que él (José) se casara con su esposa Ana.

Algo Se Rumora

La gente que trabajaba en la casa comenzó a decir que a partir del día en que José se empezó a quedar a dormir en la casa, empezaron a pasar cosas raras y escuchaban la voz de Don Jesús llamándoles por su nombre, las puertas se golpeaban y las cosas se caían al suelo sin explicación.

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

Cuentan que con frecuencia escuchaban a la Sra. Ana gritar asustada y cuando le preguntaban ella decía que solo vio un ratón o un mal sueño, pero la servidumbre decía que era el alma de Don Jesús que se aparecía molesto porque se dio cuenta de los amoríos de Ana y José.

Ana percibía el olor del perfume de su marido y no se explicaba porque si ya había regalado todo a la iglesia, una noche en que Ana no podía conciliar el sueño oyó ruidos en la azotea de la casa y sintiendo miedo se hizo acompañar de una de las sirvientas.

Al abrir la puerta de la azotea la sirvienta grito de miedo y salió corriendo dejando a Ana sola y esta cuando se asomo a la azotea vio a su esposo recargado en la barda acompañado de los 2 perros.

Cuentan que esa misma noche la Sra. Ana salió de su casa para no regresar jamás, mandando sacar sus cosas con la servidumbre, quedando solo ahí Don Jesús acompañado de sus 2 perros. La casa fue abandonada por muchos años.

Muerte y Aparición De Don Jesús

 Y se dice que se siguen oyendo ruidos y que en algunas noches los 2 perros no están en su lugar.

La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

Y se dice que ella lo llego a ver varias veces por los espejos de su casa y que José sentía su presencia también. Ana y su esposo José se fueron a vivir a lo que hoy es el edificio de la tesorería en Guadalajara.

Se dice también que el medico de Don Jesús dio origen a la leyenda cuando una noche se le apareció y le dijo que quien fuera al panteón de Mezquitán donde estaban sus restos, a las 12 de la noche acompañado únicamente con una vela durante 9 días a rezarle el novenario se le entregarían las escrituras de la casa.

Los valientes que llegaron a ir dicen que las Aves María las contestaba Don Jesús y al oírlo salían corriendo del panteón, otros se desmayaban y los que llegaron a pasar una noche en la casa dicen que perdieron la razón, otros dicen que despertaron arañados, lo cierto es que nadie sabe exactamente la verdad.

El día de hoy la casa es un museo del periodismo y algunas áreas de la casa están restringidas…

Esto fue…La Misteriosa Leyenda De La Casa De Los Perros

Si te gusto deja un comentario aquí abajo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

error: Content is protected !!